Friday, April 13, 2012

Ahora la vida consiste
en pasear por casa
dentro de una sudadera enorme
que todavía, no me explico cómo, huele a ti.
En echar pimienta a (todas) las comidas.
En tumbarme en una cama demasiado estrecha
y no poder escalarte, para dormir.
En 'lo cambiaría todo
por un rato contigo'.
Mejor si es largo.
La vida se ha reducido
a vuelcos al corazón
cada vez que oigo el sonidito
del puto chat,
y a odiar los píxeles
que no dejan que te vea.

Que ojalá no aparezcas hoy
para poder seguir pensando
que aparecerás mañana.

0 Comments:

Post a Comment

<< Home