Saturday, January 23, 2010

Tú.

Enero, no sé, es extraño y es sábado. Es como mirar con melancolía, pero tener más felicidad entre las manos que nunca antes. Elegir una canción, después otra. Y otra. Escuchar risa de fondo. Hilarlo todo, hasta que se cuelguen los botones de tu labios, y las manos por la espalda. Entonces tanto, y tan poco que ha pasado. Entonces hambre. Control. Silencio.
Entonces libros de segunda mano, y noticias de primera, y cosquillas a diestro y siniestro. También salir a cenar como si fuera primavera, y dormir abrazados. Luego vino rosado, agua de valencia y cerveza con limón, para las azucenas. También tú, y tú, las madrugadas en que te despiertas sin miedo, cuando abres los ojos y tienes razón, tienes razón, sólo cercanías. Trenes que nos juntan, amigos que se comparten y se multiplican. Y luego los conciertos en vivo y en directo, todo lo que puedes encontrar en un cajón desordenado, algo para pegar en la pared. Mirarte y no saber qué hago, y que no importe.

0 Comments:

Post a Comment

<< Home