Monday, February 13, 2006

Estoy perdiéndome lo que venía detrás.
Ya sabes. Lo que les ocurre a las películas después de los créditos.
Lo que sólo se quedan a ver unos pocos,

o los tontos.

5 Comments:

Blogger Maga said...

Mira que vengo del cine y me he quedado sola con mi mejor amigo y los créditos, y la música, y me he sentido un poco tonta...

Gracias por tus palabras. Las voy a guardar en mi caja con el resto de lo "inguardable" que enumerabas. Con las risas, con los puentes. Y con las costillas.

Un abrazo con cuidado.

4:01 PM  
Anonymous Davisito el Popero said...

Pues yo creo que hay una relación directamente proporcional entre la calidad/impacto de la película, es decir, si es buena o no, y el tiempo que reposas toda la información pegado al sofá/butaca mirando los créditos. Es una mirada perdida, hacia una persiana con letras que alguien está levantando quizá con un de exceso de velocidad. Pos supuesto, indispensable el buscar esa canción que hizo que le dieras otro sentido a la escena, una canción que te llega en el momento adecuado, como siempre llegan las canciones y los libros.
Reconozco, y me alegro, que no puedo evitar dejar de ver la película hasta que el último crédito se escapa por arriba y yo voy agachando la cabeza para ver si aún está por ahí, pero no... se fue.
Bienvenida a mis ojos.

1:14 AM  
Anonymous eliwho said...

Feliz dia de los idiotASSS!!

3:38 AM  
Blogger Sherezade said...

Me uno al grupo de los tontos...

10:19 AM  
Blogger el_hombre_que said...

o los friquis (la españolización de la palabra es horrorosa, lo sé)

12:29 AM  

Post a Comment

<< Home